#CochesSinHuella | + INFO

965 08 80 22

Fabricación sostenible

Proceso de fabricación sostenible de un vehículo

escrito por @Fran Macia

Cuando hablamos de un vehículo ecológico, hacemos referencia a los vehículos respetuosos con el medio ambiente, generalmente híbridos o eléctricos con etiqueta ECO o CERO emisiones, pero,

¿de qué sirven los vehículos ecológicos si su proceso de fabricación no es un proceso limpio y libre de emisiones contaminantes?

BMW i3

Para conseguir un vehículo 100% sostenible, además de que este no emita gases contaminantes, su proceso de fabricación también debe ser limpio, sin generar ningún impacto ambiental tanto en la cadena de suministro como en su producción, uso y reciclaje. Actualmente ya hay marcas como VW, Volvo, Hyundai, Mazda, Mercedes o BMW, que están desarrollando procesos de fabricación sostenibles con el fin de cumplir con las nuevas normativas de contaminación y ser más respetuosos con el medio ambiente.

 

En este caso vamos a tomar como ejemplo de vehículo sostenible al BMW i3, un modelo 100% eléctrico de BMW presentado en el año 2013, avanzado a su tiempo tanto por su diseño innovador como su proceso de producción.

Producción BMW i3

A lo largo de todo el proceso de producción del BMW i3, se utilizan únicamente energías renovables. Empezando por la producción de la fibra de carbono, que requiere un gran gasto energético, BMW instaló su fábrica en Moses Lake (USA) para poder aprovechar la energía limpia procedente de la mayor central hidroeléctrica del mundo. También, se construyeron cuatro aerogeneradores en Leipzig (Alemania) que producen 26Gwh al año, más energía de la necesaria para la fabricación del BMW i3.

Para cuando se alcance el límite de la vida útil de las baterías de los i3, BMW también ha pensado en su reciclaje, pudiendo utilizarse como acumulador intermedio para instalaciones solares o eólicas. Además, el uso de proveedores de energía eléctrica limpia, procedente de fuentes de energías renovables, hace posible la movilidad 0 emisiones de CO2 por kilómetro del BMW i3.

BMW i3 fabricación
PROCESO-DE-FABRICACIÓN-ECOLÓGICO-DE-UN-VEHÍCULO-13

Materiales BMW i3

Una parte muy importante dentro de la producción sostenible de un vehículo son los materiales, que pueden proceder tanto de materias primas naturales como de materiales reciclados y/o reciclables.
Como ejemplo, el BMW i3 emplea materias primas naturales como la madera de eucalipto europeo, que proviene en un 100% de un sector forestal certificado y responsable.

También utiliza fibras naturales de kenaf en los revestimientos interiores de las puertas, las cuales liberan durante su proceso de reciclado tanta cantidad de CO2 como haya almacenado la planta previamente en su fase de crecimiento.

El cuero que se usa en algunos acabados del i3, proviene de reses del sur de Alemania. Este se curte con un extracto de hojas de olivo, protegiendo el cuero de forma natural y evitando la perdida de color y desgaste, consiguiendo así una máxima durabilidad. Su tratamiento en Europa supone rutas de entrega cortas y sostenibles.

Otro de los elementos utilizado en las tapicerías es la lana térmica. Con esta se logra un equilibrio térmico entre la superficie del asiento y la temperatura corporal. A altas temperaturas se calienta menos, mientras que a bajas temperaturas se calienta más consiguiendo ahorrar la energía potencial de los asientos calefactables y mejorando así la autonomía de sus baterías.

Además, las telas utilizadas para el revestimiento de los asientos, techo y suelo, son íntegramente de fibras recicladas. Junto al uso de materiales naturales, el 25% de los materiales sintéticos empleados en el BMW i3 proceden de material reciclado o de materias primas renovables.

En resumen, el 95% del BMW i3 es reciclable y el 5% restante que corresponde a las baterías es reutilizable, ya que se podrían emplear como hemos dicho antes para almacenar energía.

“El 95% del BMW i3 es reciclable

Actualmente el sector de la automoción cada vez está más comprometido con el medio ambiente y está evolucionando para conseguir que la fabricación de los vehículos sea 100% sostenible y ecológica. Y como decía @Pedro Lérida en su artículo “LOS COCHES DEL FUTURO Y LA FABRICACIÓN SOSTENIBLE”, “…debemos cuidar nuestro planeta y esta responsabilidad no podía recaer únicamente sobre el ciudadano de a pie, el cambio debe empezar desde arriba.”.

Más artículos:

Para que no te
pierdas nada

Newsletter

Si apuestas por el cambio, suscríbete y estarás al día de los últimos consejos para moverte de forma sostenible.